Despliegue militar de EEUU ante Israel

Tiempo de lectura: 4 minutos

Aún antes del sorpresivo ataque de Hamas en Gaza, el 7 de octubre, EEUU viene reforzando su posición en el área del , y están en viaje hacia allí al menos dos naves de guerra y aviones de combate británicos.

El portaviones más moderno de EEUU, el Gerald Ford, y su grupo de ataque dejaron el mar Adriático el 8 de octubre para surcar las aguas entre Sicilia e Israel por orden del secretario de Defensa Lloyd Austin, en lo que EEUU calificó de “acto disuasorio para cualquier actor que busque agravar la situación o ampliar esta guerra”, y desde el martes 10 se le sumó un segundo portaaviones, el USS Dwight D. Eisenhower. El Ford, botado en 2013, nombra una nueva clase de portaaviones que en principio tendrá otros dos: el John F. Kennedy y el Enterprise.

El grupo de ataque del Ford, además del propio portaavionescon sus 8 escuadrones de aviones de ataque y apoyo, incluye el crucero de misiles guiados clase Ticonderoga USS Normandy, así como el Arleigh. Además, los destructores de misiles guiados clase Burke USS Thomas Hudner, USS Ramage, USS Carney y USS Roosevelt.

Y se le suma el grupo de ataque del Ford, que incluye sus ocho escuadrones de aviones de ataque y apoyo, el crucero de misiles guiados USS Normandy clase Ticonderoga y cuatro destructores de misiles guiados clase Arleigh-Burke: USS Thomas Hudner, USS Ramage, USS Carney y USS Roosevelt.

Además, continúan los esfuerzos para mejorar la posición militar de Estados Unidos, incluido el rápido movimiento hacia el teatro de operaciones de los F-15, F-16 y A-10, para aumentar los escuadrones de cazas existentes en la región. “La llegada de estas fuerzas altamente capaces a la región es una fuerte señal de disuasión en caso de que cualquier actor hostil a Israel considere tratar de aprovechar esta situación”, dijo el general Michael “Erik” Kurilla, comandante del Comando Central de Estados Unidos.

A esto se agregó la llegada el miércoles 11 del Boeing para tareas de inteligencisa River Joint, procedente de la base aérea de Souda Bay, en Creta, y su actividad al día siguiente ejemplifica su uso. El avión primero orbitó el área donde se encuentra el grupo de ataque del portaaviones USS Gerald Ford y luego se movió frente a la costa de Israel, donde estuvo orbitando durante aproximadamente 2 horas.

El River Joint es un avión de reconocimiento de largo alcance y gran altitud que se utiliza para recopilar inteligencia de señales electrónicas (ELINT) de una variedad de fuentes, incluidos sistemas de radar, comunicaciones y telemetría. Se puede utilizar para probar y evaluar nuevos sistemas de armas y es un avión de gran capacidad que desempeña un papel vital en la comunidad de inteligencia de los Estados Unidos, en tanto es una plataforma versátil capaz de recopilar una amplia gama de datos de inteligencia, como monitorear la actividad enemiga durante un conflicto, recopilar inteligencia sobre las capacidades militares de adversarios potenciales, sensores infrarrojos que detectan fuentes de calor como motores de aviones y lanzamientos de misiles, detectar e identificar señales electrónicas, como señales de radar, comunicaciones y telemetría, y un radar aéreo de visión lateral que detecta e identifica objetos terrestres, como vehículos, edificios y aeródromos.

Ya el 21 de setiembre, el Boeing Homer realizó una misión de señales de inteligencia sobre el Mediterráneo oriental. Pero a diferencia de épocas anteriores, el avión operó frente a las costas de Egipto y, principalmente, al sur de Chipre, sin hacer escala frente a las costas de Siria. Sus ojos estaban puestos sobre Gaza, según indica su trayectoria.

En una actividad aparentemente desvinculada, el 2 de octubre comenzó en la base de Gioia del Colle (Bari) el «Tiger Meet 2023» de la OTAN, un «ejercicio de comparación» de 10 días entre las fuerzas aéreas de los países miembros de la Alianza Atlántica, en los cielos de las regiones del sur de Italia (Apulia, Basílica, Campania, Calabria y Sicilia) y los mares Tirreno, Jónico y Adriático.

Además de 8 países integrantes de la OTAN, participó Suiza, y la fuerza desplegada fue de unos 70 cazas, una decena de helicópteros y cazabombarderos de cuarta y quinta generación capaces de portar armas nucleares (F-16 y F-35). También se utilizó un avión radar Boeing 3-A Awacs con insignias de la OTAN, normalmente desplegado en la base de Trapani-Birgi.

Según la OTAN, el objetivo de las maniobras fue «perfeccionar la interoperabilidad de los medios en misiones de defensa e interdicción aérea, y apoyo a las tropas en tierra incluyendo búsqueda y recuperación de personal en un entorno hostil.

La información de esta nota surge del sitio público de EEUU MUOS, que informa de posicionamientos a través de un satélite que opera a pleno desde 2019, ubicado en wikipedia.org

Es utilizado por grupos de la sociedad civil europea, que publican la información, verificable por el lector, en blogs, y de donde proviene lo medular de esta información.

(Síganos en TwitterFacebook)
INGRESE AQUÍ POR MÁS CONTENIDOS EN PORTADA

Las notas aquí firmadas reflejan exclusivamente la opinión de los autores.